Costa Rica lanza Política Nacional de Sexualidad 2010-2021

Autoridades del sector salud de Costa Rica presentaron la Política Nacional de Sexualidad para los próximos diez años, que ha sido concebida desde la perspectiva de derechos humanos e intenta responder a los retos de una sociedad que todavía vive inmersa en una visión conservadora de la sexualidad humana.

En los últimos días de marzo las autoridades de salud costarricenses expusieron a la ciudadanía la Política Nacional de Sexualidad para los próximos diez años, la cual está concebida desde la perspectiva de derechos humanos y, más concretamente, el derecho a la salud que tienen todas las personas con independencia de su condición o situación.

En una actividad que fue presidida por representantes del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA), de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS), de la Defensoría de los Habitantes de la República, y de los ministerios de Salud y de Educación Pública, el gobierno dio a conocer las líneas generales de una política en materia sexual que pretende desarrollarse por los próximos diez años desde todos los estamentos, pero sobre todo desde las carteras de Salud y Educación.

Patricia Salgado, representante auxiliar de UNFPA, en la presentación de esta política mencionó que la misma “cumple con los compromisos internacionales que se han asumido en materia de Derechos Humanos, específicamente en cuanto a Derechos Sexuales y Reproductivos”. De acuerdo con Salgado, la que se pretende desarrollar es una política que “trasciende los enfoques tradicionales, es integral e integradora; la sexualidad está considerada en esta visión como un elemento de interés público, con principios amplios. Coloca al país en la vanguardia y a la sociedad civil como corresponsable.”

""

Presentación de la Política Nacional de Sexualidad (imagen gentileza de UNFPA)

Por su parte, la Presidenta Ejecutiva de la CCSS, Dra. Ileana Balmaceda, indicó que esa institución será vigilante para que esta política se ejecute en todas sus unidades. “La oferta de servicios del Estado no puede ser estática”, apuntó esta funcionaria, añadiendo que “es urgente que las personas tengan mayor información y educación para tomar decisiones inteligentes.” A ello puede contribuir esta política, pues su diseño da pautas para enfrentar la sexualidad desde diferentes abordajes.

Entre tanto, la titular de la Defensoría de los Habitantes, Ofelia Taitelbaum, así como el Ministro de Educación, Leonardo Garnier, urgieron para que esta política se ponga en práctica inmediatamente, siendo ésta una labor que compete a todos los actores sociales. Garnier indicó además que, paralela a esta política, el ministerio que dirige ha venido desarrollando una estrategia denominada “Saber Vivir y Convivir” que aborda los temas de salud sexual y salud reproductiva tanto de forma curricular como extracurricular.

""

Dra. María Luisa ávila, Ministra de Salud de Costa Rica

La Ministra de Salud, Dra. María Luisa ávila, manifestó que esta política se debe bajar a los ciudadanos de manera que dé pauta para el desarrollo humano. Para la Dra. ávila, sexualidad significa “relaciones justas, afectivas, placenteras, equitativas, de respeto y de crecimiento mutuo entre las personas”. Además hizo hincapié en que esta política prioriza tres enfoques principales: Derechos Humanos, Género y Diversidad, pero también resalta la importancia del ciclo de vida y del abordaje de la ciudadanía sexual, un concepto clave en esta propuesta política.

“La realidad sobrepasa a un discurso de salud”, continuó diciendo ávila, “ya que la sexualidad atraviesa la vida de las personas desde la cuna hasta la tumba, y trasciende lo social y lo económico. Si la sexualidad no se aborda de la manera correcta fomenta incluso el círculo de la pobreza”.

Consultado acerca de cómo visualiza esta nueva Política Nacional de Sexualidad, M. Rojas, una persona con VIH que ejerce como enfermero en un albergue creado para atender a esta población, manifestó que “era necesaria la elaboración de un nuevo modelo de política integral que vaya más alla del paradigma tradicional que enfatiza una sexualidad absolutamente genitalizada.” Para Rojas, la inclusión y el abordaje significa ir más allá de hablar sobre los órganos sexuales, los métodos anticonceptivos o las infecciones de transmision sexual. Es el derecho, manifiesta, “a informarse y a decidir; debe integrar la diversidad sexual y la igualdad de género pero, sobre todo, debe fortalecer y promover los derechos humanos en todo el sentido de la palabra.”

El documento completo sobre esta nueva Política Nacional de Sexualidad está disponible en el PortalSIDA (parte I y parte II).

Todos los artículos pueden ser compartidos y publicados siempre que sean citados los datos de la fuente.

http://www.corresponsalesclave.org


Publicidad
Alianzas

asociaciones y organismos
Diseño y desarrollo:

CET de los Altos

www.cetdelosaltos.com